Añade tus inmuebles para alquilar/vender GRATIS
Acceso propietarios


Thursday, 24 April 2014

Tu seguro puede verte en Facebook

Social MediaLos intentos de fraude a seguros aumentaron un 2,4% el a√Īo pasado. Pero las aseguradoras ‘cazaron’ a la mayor√≠a de los que intentaban enga√Īarlas y las redes sociales fueron una de las herramientas usadas para averiguar si el asegurado ment√≠a sobre su caso. Aqu√≠ te damos los datos.

El Informe sobre el Fraude al Seguro Espa√Īol 2013 elaborado por la Investigaci√≥n Cooperativa entre Entidades Aseguradoras y Fondos de Pensiones (ICEA) apunta que se pas√≥ de 146.792 casos analizados en 2012 a 151.995 casos investigados en 2013. Un incremento del 2,4% el a√Īo pasado. Y habr√≠a supuesto para las aseguradoras un coste de 573 millones de euros.

Pero la investigación de los casos ayudó a detectar muchos intentos de fraude y ahorró millones a las aseguradoras. Concretamente evitaron pagar indebidamente 412 millones de euros en 2013, el 72% del importe inicialmente reclamado.

Las fotos de Facebook no mienten

Seg√ļn afirma a Cinco D√≠as la responsable del informe, Marta Rodr√≠guez, una de las tendencias en detecci√≥n del fraude es el uso de redes sociales para comprobar si los supuestos accidentados padecen directamente las enfermedades por las que reclaman una indemnizaci√≥n. “Cada vez es m√°s normal destapar el fraude al ver en Facebook una foto del te√≥rico tetrapl√©jico bailando con el padrino de una boda”.

El fraude del mill√≥n de euros estuvo a punto de hacerse realidad el a√Īo pasado. La compa√Ī√≠a de seguros Fiatc recibi√≥ una solicitud de indemnizaci√≥n por el fallecimiento de una mujer que ten√≠a contratado con ellos un seguro de vida. Hab√≠a muerto en un viaje a Paraguay. ¬ŅLa fatalidad? Una mala ca√≠da desde una silla. La cobertura que ten√≠a con esta compa√Ī√≠a era de 400.000 euros, pero con otras aseguradoras ten√≠a cubiertos riesgos por otros 600.000 euros. Al final, la mutua aseguradora catalana descubri√≥ que todo era un montaje y que la mujer hab√≠a muerto de c√°ncer.

Otro caso: L√≠nea Directa descubri√≥ que los siete demandantes de una indemnizaci√≥n por un accidente de tr√°fico eran meros hombres de paja de un abogado y propietario de un centro de rehabilitaci√≥n. El estafador ten√≠a el negocio redondo, pagaba 500 euros a personas con pocos recursos para que fingieran un siniestro, y luego les “asesoraba” en la reclamaci√≥n y les “atend√≠a” en su cl√≠nica.

Más información
Cinco Días:
Para estafar al seguro, no cuelgue su foto en Facebook

Share